Algunas de las marcas que quedaron en el cuerpo de Paola Gómez, luego de ser agredida por Oscar Augusto Rojas, el padre de su hijo.

Algunas de las marcas que quedaron en el cuerpo de Paola Gómez, luego de ser agredida por Oscar Augusto Rojas, el padre de su hijo.

Escuchar la nota informativa

Nota Mujeres 2

El lunes 30 de junio en el barrio San Carlos del Río del municipio de Barbosa entre las 8:00 y las 9:00 de la noche, donde Paola Gómez fue golpeada y mordida por su compañero sentimental, quien le arrancó parte de una oreja.

 

“El joven según denuncia la señora le ocasiona una mordida en la altura de la oreja, en el momento llega la policía y al ver la situación de la muchacha, la conduce  al hospital para prestarle los auxilios. No es de gravedad la situación pero requiere una intervención estética, por lo cual es trasladada a Bucaramanga para realizarle lo respectivo. Después ya se presenta nuevamente aquí en Barbosa, se le presta toda la atención necesaria, se le acompaña a medicina legal para su respectivo dictamen y se le instaura el respectivo denuncio por violencia intrafamiliar” indicó el capitán Edinson Pedroza, encargado de la estación de Policía Barbosa

 

Notablemente afectada por lo que sucedió el pasado lunes 30 de junio, la joven Paola Gómez le contó a Contacto Resander de una manera detallada el ataque recibido de Oscar Augusto Rojas, quien es el padre de su hijo:

 

“Salí a comprar la comida del niño, hice una llamada y de ahí él llegó sin decirme nada, él me sampó un puño y me mandó al suelo y de ahí me dio como con una piedra; no me alcanzo a acordar mucho porque vine a coger conciencia como a la 1:00 a.m. en el hospital. Ya no tenía oreja, ya me la había quitado, por allá el médico decía a ver si me la podían reconstruir pero él no la quiso entregar, fue demasiado tarde cuando la entregaron”.

 

Paola aseguró que su hijo presenció la agresión y luego fue llevado a la casa de su abuela paterna, pero hoy ya se encuentra con ella:

 

“El niño me pregunta – ¿mami, qué te pasó ahí?-  Y yo porque el niño no coja odio, yo no quiero que mi hijo se entere de nada, le dijo – mi amor, me golpeé, me caí, me pegué-. El niño vio todo – ¿mamá, papá te pegó cierto? – y yo – No mi amor, yo me pegué me caí- eso es lo que yo le digo a mi hijo”.

 

Según cifras entregadas por la Directora de Mujer y Equidad de Género de Santander, Juliana Niño, en los últimos dos años se han presentado en Santander 18 casos de Feminicidios denunciados. Paola Gómez, invitó a las mujeres que se vean afectadas a denunciar estos hechos para que no tengan que vivir lo que ella ha sufrido.

 

“Vean mujeres, no se dejen, no se dejen por Dios. Él me golpeaba y yo nunca lo demandé y esperé que pasara lo peor para ir a demandarlo. No se dejen creer de esas palabras ‘que yo cambio’. Miren mujeres por favor no se queden calladas, que si las golpeó la primera vez, vaya y demándelo, aléjese de ese hombre, váyanse para otro lado. Yo me quedé ahí y vea lo que me pasó, esperando un cambio donde nunca llegó; un cambio pero para mí y mire como me dejó”.

 

El capitán Pedroza, encargado de la estación de Policía Barbosa invitó a prevenir este tipo de hechos violentos y si llegasen a presentarse, el llamado a es denunciar.

 

Inicialmente el prevenir estas situaciones a través de la tolerancia y acudir a los entes conciliatorios correspondientes, que están dentro de la institución y a nivel municipal con el fin de evitar que se susciten estos casos. Una vez presentados, en el momento informarlos a la Policía Nacional para recibir la respectiva atención del caso y posteriormente, instaurar los respectivos denuncios para adelantar las labores correspondientes con Policía Judicial y Fiscalía.

 

Ahora Paola solo espera que personas de buen corazón puedan ayudarle en su proceso de recuperación, que incia de manera urgente con la reconstrucción de su oreja.

 

Las entidades, organizaciones o médicos especialistas que deseen colaborar con esta causa pueden comunicarse con Resander al correo [email protected] Las contribuciones económicas las recibe directamente Paola Gómez en su cuenta del Banco Caja Social N° 498 534 740 325 8490.

 

Por:

JORGE GALVIS

Resander/Bucaramanga